31 enero 2009


EL TIEMPO

Hola a todos. Hoy os cuento por fin lo que hay en el cofre:



Pues sí, un "reloj de arena". No me podéis negar que bonito y chulo sí que es.
Pues sí también, evidentemente representa: EL TIEMPO. Fijáos si es importante para mí que incluso está representado en la columna permanente de la derecha de este blog como "Tiempo Geológico" (con estratos geológicos en San Sebastián) y "Tiempo Biológico" (con un ser vivo, un Sea Monkey).
¿Acaso no ha visto surgir todo (creencias, imperios, especies, estrellas, ...) e incluso los ha visto desaparecer o los verá? ¿Acaso el dinero puede comprar el tiempo? Como mucho te podrá evitar invertirlo en cosas que no quieres, o invertirlo en cosas que quieres. Por eso me parece mucho más valioso que cualquier otra cosa.
Además, este reloj de arena era de mi abuela que, como muchas abuelas, representó el tiempo fielmente. Murió con 98 años, y vivió su tiempo lo mejor que pudo, aunque vio todas las guerras del siglo XX. Casi ve un siglo entero, ¡qué suerte!

¡Oh!, el tiempo. Así que, esto es lo que yo he metido en el cofre y lo que simboliza.

Por último, os cuento un hecho importante que ha ocurrido en mi vida este sábado. Muchos os sorprenderéis si me conocéis hace tiempo y, el resto, espero que lo comprenda.
Si recordáis una entrada anterior sobre "Arte Floral", leeríais lo que suponían las flores para mí y lo que suponía la Floristería de mi padre en mi vida. Pues bien, a partir de hoy mi vida ha cambiado de forma importante.
La Floristería ya no existe. La hemos cerrado.
Este hecho es muy importante en mi vida, porque la floristería suponía mucho tiempo físico (ayudando a los papás) y mucho tiempo mental (para organizar el resto de mi mundo en torno a esos tiempos que requería el negocio familiar).
Sí da pena y la recordaré. Me solucionaba muchos regalos, me proporcionaba materiales para enseñar al alumnado, me gustaba hacer ramos y centros de flores, etc.
Su cierre me proporciona TIEMPO a mí, pero lo mejor de todo es que proporciona TIEMPO a mis padres, que se sienten jóvenes mentalmente para disfrutar el resto de sus vidas de una manera diferente (sin agobios, sin problemas, sin quebraderos de cabeza sobre el negocio y con ganas de descansar y disfrutar del resto de su TIEMPO). Su felicidad también forma parte de mi felicidad.
Imagináos vosotros los pequeñajos: Mi padre llevaba 51 años trabajando de florista, desde sus 12 años.

¿No os parece tremendo? Pues eso, en esencia, TIEMPO.

Para colmo tengo una hipótesis sobre una de las causas más importantes en la generación de conflictos humanos, es la siguiente:
"PARA MÍ, EL INICIO DE LA MAYORÍA DE CONFLICTOS HUMANOS TIENEN SU ORIGEN EN LA DIFERENCIA DE PERCEPCIÓN DE LOS TIEMPOS".

Así que, si no te importa me comentas qué te parece esta hipótesis. Piensa conflictos entre las personas y trata de reflexionar si la diferente percepción de sus tiempos puede ser la causa del inicio del conflicto. Espero que me hayas entendido y si no pide a algún mayor que trate de explicártelo.

12 comentarios:

Rossa Nova dijo...

No, chache, no !!!

La mayoría de los conflictos humanos están ocasionados por el poder, por el control del dinero y los recursos, por el mayor prestigio de unos sobre otros: saberse más rico, más importante, con más mujeres (u hombres), diferenciarse del resto de los mortales (ya que, precisamente, no se tiene el tiempo que requiere la inmortalidad).

Muchas de las grandes obras literarias y dramáticas, como Macbeth, por ejemplo, de Shakespeare, pone en boca de los reyes su preocupación, acaso desesperación, porque la vida no es eterna; algunos de ellos, ya en su lecho de muerte, se arrepienten de haber llevado a la guerra a sus súbditos cuando, al final, el tiempo les pone a todos en el mismo lugar.

Otra cuestión, relacionada con el tiempo, pero distinta, es la memoria: Brad Pitt, acude a la guerra de Troya, para escribir su nombre en la historia, en las epopeyas, ya que es el único modo de hacerse inmortal.

Las guerras, los grandes conflictos, están causados por reyes, cabecillas, presidentes, a los que el beneficio que puedan sacar de ello no les va a suponer conseguir ni un minuto más de tiempo, ni siquiera para poder hacer algo distinto de lo que ya venían haciendo.

Quizá algunos pequeños conflictos sí tengan que ver con el tiempo, pero no todos los conflictos. El tiempo que tengo para hacer mis cosas se reduce si tengo que hacer también las tuyas, ¿no? Sin embargo este tipo de problemas tiene más que ver con la percepción del poder (que unas personas tienen sobre otras, pensemos en una pareja, por ejemplo), que con la percepción del tiempo.

Algunos conflictos sociales del siglo XIX y XX sí tuvieron que ver con el tiempo. Me refiero, claro está, a las luchas obreras para conseguir rebajar el tiempo de trabajo hasta las (hipotéticas) ocho horas diarias (40 semanales). Los teóricos anarquistas y socialistas reclamaban la división del tiempo diario en tres partes: ocho horas de trabajo, ocho de ocio, y ocho de descanso. Eso, estrictamente, no se trata de una percepción del tiempo sino, de intereses en la dedicación del tiempo. Y sobre eso, por supuesto, también hay diferencias que ocasionan conflictos.

Lo cierto es que, si nos queremos poner puristas, la percepción del tiempo sólo atañe a los adjetivos de cantidad: "poco", "mucho", "bastante", "suficiente" (y estos últimos siempre relacionados con lo que se debería hacer en ese tiempo que se percibe).

En fin... Saludos a tod@s los lectores de este blog.

Amstrong, the boss dijo...

Los que estamos en el TIEMPO más cerca de tus padres que de tí, entendemos perfectamente la decisión tomada. Cincuenta años de una persona es mucho tiempo para dedicar a los demás. Así que me los felicitas efusivamente y el tiempo que te sobra como consecuencia, dedícalo a entrenar para el Anglirú. Un abrazo.

Anónimo dijo...

Estoy de acuerdo, en que la mayoría de los conflictos tienen su origen en la diferencia de percepción de los tiempos, por eso se dan tantos conflictos generacionales entre padres e hijos aunque con el paso del tiempo solemos darnos cuenta que en la mayoría de los casos nuestros padres tenían razón y más sí ahora nosotros somos esos padres.
Aunque debemos de ser conscientes de que las cosas evolucionan con el tiempo ! menos mal! porque esa evolución nos beneficia a todos y nos ayuda a comprender mejor realidades actuales que hace un tiempo no hubiéramos ni siquiera imaginado.
Esta tarde me hubiera gustado que el tiempo corriera más deprisa porque me he encontrado un poco sola.

raquel dijo...

Hola.
Ya es hora, de que hayas sacado a la luz el ``fantasma´´ que se escondía en la caja. Nunca habría imaginado que hubiera sido el tiempo, pensaba en cosas como una célula o similares!!m jajaja Aunque me preguntaba: ¿su abuela le habrá dejado una célula? me sonaba raro, pero como todo es posible...
Rossa Nova, siento meterme en tu manera de ver las cosas, pero que la mayoría de los conflictos estén ocasionados por el poder, el dinero..., no quita a que el tiempo también influya en otro tipo de conflictos. Fíjate en el tiempo que existe entre unas personas y otras. Ese tiempo, cambia totalmente la forma de pensar de unas y de otras, que acaban originando conflictos. Padres y adolescentes, el papa de Roma y los jóvenes de hoy en día, mi padre y yo...de un tipo u otro sus contrariadas opiniones en cierto tipo de cuestiones terminan causando conflictos. La manera de pensar entre unas personas con mas tiempo en la vida y otras es muy diferente. Pienso que el tiempo es otra de esas cosas que pasa sin que apenas caso hagamos, y sin que puedan remediarse,de cualquier manera, influye en el ser humano y en la vida en general.
En cuanto a la floristería, si que es verdad que da pena que la hayan cerrado, con la de historias que han salido de ahí, pero como todo también tiene un lado bueno, tus padres que ya estarán un poco agotados del trabajo, pueden aprovechar todo el tiempo que sea en hacer cosas que les entusiasme, viajes... cosas que el tranajo no les haya permitido hacer, tienen más tiempo para invertir en otras cosas. Que sean muy felices con o sin floristería!!
Y nada más creo que no se me olvida nada de lo que quería comentar, si se me ha ido algo, volveré otra vez a dejar huella!! Asi que nada, muchos besos a todos!! Mucha suerte en el tiempo! besis

Ana Belén 1º B dijo...

Hola,así que eso tan importante que tenías en el cofre era un reloj de arena... la verdad es que nos tenías a todos un poco intrigados, pero ya entiendo por qué era una cosa tan importante, ya que representa el tiempo que ha pasado, que está pasando o que pasará.(POR LO MENOS ESO OPINO YO)

Adios jeje

SARA MARTIN dijo...

HOLA!!! SI QUE NOS TENIAS A TODOS UN POCO INTRIGADOS LA VERDAD,DIGO LO MISMO K ANA, ASIQUE ESO QUE TENIAS METIDO EN EL COFRE ERA EL RELOJ DE ARENA....JEJE SI QUE TIENE QUE SER IMPORTANTE CUANDO A ESTADO TANTOS AÑOS CONTIGO BUENO CON TU FAMILIA JEJE
BSS

Rossa Nova dijo...

Hola, Raquel:

Puede que esta discusión que he iniciado esté debida a una cuestión de matices del lenguaje. Sin embargo, pienso que dichos matices son interesantes.

Básicamente nos hemos referido a la relación entre los conflictos y el tiempo en tres sentidos:

1.- El tiempo que llevan viviendo los "contrincantes", que hacen que vean las cosas de diferente manera. En este sentido el tiempo influye en los conflictos, sí, pero el núcleo del conflicto es otra cosa: esa que se ve de manera diferente y que, efectivamente, no tiene porqué ser el dinero o el poder, aunque en los grandes conflictos sí que tienen su buena parte de "culpa".

2.- El tiempo como "campo de batalla", como algo que conquistar para poder dedicarlo a nuestras cosas. Si desde nuestra perspectiva (la de cada cual) estamos perdiendo ese tiempo por culpa de alguien, es porque nos encontramos dentro de una estructura de poder, dentro de una situación en la que estamos "sometidos" (este sometimiento puede ser por la fuerza, por la persuasión, por chantaje...).

Estrictamente nosotros no percibimos el tiempo, sino las cosas que ocurren en él... y las que podrían o deberían ocurrir: de cinco y media a ocho de la tarde yo debería estar haciendo deporte, escribiendo, leyendo... Pero no puedo hacerlo porque en mi curro me tienen "sometido". El conflicto es por el tiempo, pero fundamentalmente es por el poder que mis jefes y el sistema ejercen sobre mí, ya que si lograse recuperar mi tiempo lo haría en la medida en que ellos pierden poder sobre mí. El poder es algo que existe en tanto que se ejerce.

3.- El tiempo que se tarda en hacer las cosas. El concepto de "diferencia en la percepción de los tiempos" del que habla David sólo puede aplicarse en este sentido, aunque él quiera abarcar los otros sentidos (por eso decía al principio que quizá se tratara de matices): si yo tardo una semana en arreglar un programa de ordenador, a mi jefa le va a parecer "mucho tiempo" (aunque ella no sepa hacerlo); siempre cree que las cosas deberían hacerse en menos tiempo; aunque en este caso el tiempo es dinero; si te pagan por hacerlo en tres días, todo el tiempo de más no se cobra. Ahora bien, la cuantificación de lo que se debería tardar en hacerlo también es una cuestión de percepción de los tiempos y del trabajo y de... Yo qué sé. Me voy a poner a desayunar... QUE CASI NO TENGO TIEMPO !!! He de irme a currar.

Raquel dijo...

Hola Rossa Nova!
Si en una cosa estoy de acuerdo contigo, y en ningún momento he negado, es que hoy en día, por suerte o por desgracia, el poder (sobretodo el económico), tiene mucha fuerza e influye muchísimo en las formas de vida y en la sociedad en general causando muchos conflictos.
La verdad es que ``todo se ve según el color del cristal con el que se mire´´, en este caso, el tiempo influye según al tipo de conflicto que te refieras. Me atrevería a decir que el poder y el tiempo están dados de la mano. Te voy a poner unos ejemplos: un padre que lucha por manejar una gran empresa, tiene mucho dinero, en cambio no pasa el tiempo ``suficiente´´ con sus hijos. El tiempo de vida que ha pasado el padre, y todos los conflictos a los que haya tenido que enfrentarse a lo largo de su vida, le hará ver las cosas de diferente manera que el tiempo que han vivido sus hijos, que lo único que quieren, es estar con su papá.
El presidente de un país, no verá las cosas igual que un adolescente. El paso del tiempo y sus intereses cambiarían por completo las formas de pensar y de actuar de cada uno. Pero claro, ya nos referimos a uno de los matices que has nombrado anteriormente.
Pero bueno... sólo dejo escrito lo que puse al principio: ``que la mayoría de los conflictos estén ocasionados por el poder, el dinero..., no quita a que el tiempo también influya en otro tipo de conflictos´´. No solo el tiempo influye en los conflictos, todo tiene su parte de responsabilidad.
De todas formas mi manera de ver las cosas termina siendo otra mera opinión. Y nada, sin alargarme más aquí lo dejo. ¡Que sea leve el curro!
Muchos besos a todos, besis!!

David Rosa dijo...

Vale, de acuerdo con Raquel y Rossa Nova. Pero, yo (señor/ra "X") ahora mismo me siento mal, con baja autoestima porque no tengo eso o aquello (poder, dinero, tiempo, ...) ahora mismo y, para colmo, te envidio porque tú sí lo tienes. Es más, yo creo que yo también debería tenerlo. Claro si sólo hay un ejemplar de eso o aquello creo que debería tenerlo yo, no tú. El conflicto ya existe, aunque sólo esté en la cabeza de un individuo. Sólo se necesitará el momento adecuado para que se exteriorice e implique al otro. En esencia sigo afirmando mi hipótesis: "Mis tiempos en la forma de percibir las cosas, que son diferentes a los tuyos, generarán conflictos". Besos a ambos.

raquel dijo...

Hola David, hola Sr/a X!!
Vale, si algo aprendí hace mucho tiempo, es que hay que vivir con lo que tienes y valorarlo, no perder el tiempo en pensar lo que no tienes! Bien cierto es que el dinero ``mueve montañas´´, y que hoy por hoy, cuando nos encontramos sumidos en una gran crisis económica, tiene mas poder aún. La mayoría de las veces queremos todo aquello que no tenemos y eso entristece mucho a la persona que desea conseguirlo. Pero hay que vivir valorando en todo momento lo que tienes, ya que el día que lo pierdas te darás cuenta de la suerte que tenías. Siempre la ocasión en la que te encuentres y de la que piensas que es muy mala, puede empeorar, las cosas siempre pueden ir peor de lo que ya vayan.

El tiempo es otra de esas cosas que a veces queremos mas de lo que tenemos, como la mayoría de las cosas. Aveces amas tener tiempo, otras deseas que se pase lo más rápido posible. Es otra cosa que hay que aprender a organizar, y siempre puedes sacar tiempo de algún sitio parea hacer esas cosas con las que disfrutas, y sino, a lo largo de la vida lo tendrás.
Con este u otro tipo de cuestiones, se crean muchos conflictos como bien dices, pero tiene que salir de uno mismo intentar no meterse en ellos, y vivir aprovechándo lo que tiene, aunque la envidia florezca la mayoria del tiempo de tu vida. Siempre tenemos algo bueno, solo hay que aprender a encontrarlo y sacar lo mejor de ello, o por lo menos intentarlo. Y con ese tipo de conflictos el que puede llegar a terminar muy mal, es la persona que los tiene en mente, la que sufre envidia, y se plantea toda esa falta de ``virtudes´´, no sabe valorar lo que tiene. Yo diría al señor/a X, que luche para conseguir lo que desea, pero nada es bueno en exceso, las obsesiones no son sanas! Intenta vivir lo mejor que puedas y hacer todo aquello que te hace feliz!
La hipótesis del tiempo puede verse desde el lado del tiempo, es decir, lo que el tiempo haya enseñado, y haya hecho a prender a la fuerza a la persona. Por eso cuando ya ha crecido, necesita conseguir todo aquello que no ha tenido cuando ha sido mas pequeña (en otros tiempos, intentar restaurar y sentirse orgullosa de sí misma en ese aspecto.
Y nada, aquí queda, muchos besos a la gente maja, y a la que no lo es también, besos a todos!

Sara-Manceras-1ºB!! dijo...

David ya era horaa !! jejejejejj
me encanta el reloj de arena...y
joo k pena la verad es una lástima haber cerrado la floristeria de tus papas !! y muchas gracias por todo David!!! aahh y te gusta mi microscopio?? jejejejejejj se ve bien ya me contarás!! adiós David muxos Bsss

David Rosa dijo...

Hola Sara. El microscopio todavía no he podido utilizarlo, porque con el examen del viernes no pude. Lo de la floristería es una pena, pero lo que hemos ganado en salud no lo sabe nadie. Bueno, salud y tiempo (como el del relojillo de arena). Chulo, ¿eh?

Publicar un comentario